TODOS
MERECEMOS
SABER
LOS HECHOS

ESTO ES UN HECHO:
LA MEJOR OPCIÓN ES DEJAR LOS CIGARRILLOS Y LA NICOTINA POR COMPLETO

Todo el mundo sabe que fumar es dañino y adictivo. La mejor opción para un fumador es dejar de consumir tabaco y productos con nicotina por completo. Mientras muchas personas sí lo dejan, aquellos adultos que no lo hacen, merecen tener información precisa acerca de las alternativas libres de humo y la ciencia detrás de estas.

Hay algunas concepciones erróneas comunes que pueden llevar a la confusión en torno a las alternativas sin humo. Este sitio web proporciona información factual para rebatir creencias incorrectas y contribuir a la divulgación de cuestiones relevantes para la sociedad.

ESTO ES UN HECHO:
EL HUMO ES EL PRINCIPAL PROBLEMA

Fumar es dañino y causa graves enfermedades. El principal problema es el humo en sí.

Cuando se enciende un cigarrillo, este alcanza altas temperaturas y el humo que se genera al quemar el tabaco contiene alrededor de 6.000 sustancias químicas. Unas 100 de estas sustancias se han identificado como dañinas o potencialmente dañinas por reconocidas entidades de la salud pública. Los altos niveles de estas sustancias químicas en el humo del cigarrillo son la principal causa de las enfermedades relacionadas con el hábito de fumar.

Al eliminar la combustión, las alternativas innovadoras pueden liberar nicotina sin generar humo ni ceniza. Estos productos, aunque son adictivos y no están exentos de riesgo, tienen el potencial de reducir significativamente la media de los niveles de las sustancias químicas dañinas comparado con los cigarrillos.

DESCARGA LA GUIA DE HECHOS

ESTO ES UN HECHO:
LA NICOTINA NO ES LA PRINCIPAL CAUSA DE LAS ENFERMEDADES RELACIONADAS CON EL TABAQUISMO

La nicotina se encuentra de forma natural en las hojas de tabaco. Junto con factores como el sabor y el ritual, es una de las razones por las que la gente fuma. La nicotina no está libre de riesgo y es adictiva. Pero es el humo, y no la nicotina, la principal causa de las enfermedades relacionadas con el tabaquismo. Algunas personas – incluidas las personas que tienen o corren el riesgo de tener enfermedades cardíacas, o son diabéticas, epilépticas o experimentan convulsiones – no deben usar productos que contengan nicotina.

Los productos con nicotina tampoco deben usarse durante el embarazo o durante la lactancia. Del mismo modo, los menores nunca deben consumir ni tener acceso a tabaco o productos que contengan nicotina.

 

DESCARGA LA GUIA DE HECHOS

¿QUÉ ES EL ALQUITRÁN, Y QUÉ PASA SI SE ELIMINA LA COMBUSTIÓN DEL TABACO?

Uno de los elementos más dañinos del humo del cigarrillo es aquel al que muchas personas se refieren como “alquitrán”. El alquitrán es una forma estandarizada, evaluada con equipos especializados, de la medida del peso de las partículas del residuo del humo del cigarrillo sustrayendo la nicotina y el agua. No es un aditivo, y tampoco es la misma sustancia que se usa para pavimentar carreteras.

Los niveles de alquitrán, nicotina, y de monóxido de carbono que se producen para una misma marca de cigarrillo, pueden variar debido a las diferencias en la metodología de prueba utilizadas por varias entidades de la salud pública y estos métodos de prueba no replican con precisión el comportamiento real que implica fumar. Por lo tanto, un número cada vez mayor de entidades de la salud pública, como las de la Unión Europea, están dejando de imprimir estas métricas en las cajetillas de cigarrillos puesto que pueden inducir a error a los consumidores.

En general, el alquitrán no se usa como una unidad de medida relacionada a las alternativas sin humo – como productos de tabaco para calentar, cigarrillos electrónicos y snus – puesto que éstas son fundamentalmente diferentes a los cigarrillos ya que no queman el tabaco. La ausencia del humo debería evitar la creación de partículas de materia sólida y puede dar lugar a una reducción significativa de media en los niveles de sustancias químicas dañinas comparado con los cigarrillos. Esto está sujeto a la fundamentación científica producto por producto.

 


ESTO ES UN HECHO:
SE PREVÉ QUE EL NÚMERO DE FUMADORES EN EL MUNDO PERMANECERÁ POR ENCIMA DE MIL MILLONES HASTA AL MENOS 2025

El daño causado por fumar cigarrillos es bien conocido, pero más de mil millones de personas aún fuman, y no se espera que esa cifra cambie significativamente para el 2025, según estimaciones de la OMS.i

La mejor opción siempre es dejar el tabaco y la nicotina por completo, pero muchos no lo van a hacer. La confusión sobre los productos sin humo impide que los adultos que de otro modo continuarían fumando cambien a mejores alternativas respaldadas por la ciencia.